Soñar con lo que propone la música

Conversamos con el iluminador Daniel Bach, encargado general y diseñador de luces de la empresa cordobesa Sanchez Iluminación. Con cientos de shows, festivales y puestas en su haber, Daniel nos acerca su visión del panorama actual en la iluminación profesional argentina. El póximo 27 y 28 de julio estará dictando un seminario de iluminación con clases prácticas en vivo.

¿Cómo es la dinámica de trabajo de un iluminador?

En mi caso en particular la lógica de un evento arranca con una solicitud de presupuesto por parte de la productora. Se arma uno, en función de las necesidades de cada artista, a partir del rider técnico que ellos envían. Nosotros analizamos las dimensiones del evento y en base a eso contestamos con un contra-rider.

¿Quién realiza los diseños de luces?

En el caso de que sea un diseño de una empresa o producción externa se trabaja sobre el diseño de planta de ellos, mientras que en festivales locales –Encuentro Nacional de Colectividades, Desfile Agustino Cueros, Cocacola In Concert Villa Carlos Paz, etc.- casi siempre se presupuesta con diseño propio de la empresa.

¿Qué factores deben tener en cuenta al momento de diseñar una planta?

Cada diseño tiene un desarrollo propio ya que no todas las luminarias son compatibles con todas las puestas. Por ejemplo en los festivales locales hay danza, bandas de folklore, bandas de rock, cuarteto, ballet, etc. El desafío más interesante es ver cómo una puesta en escena puede justificarse a partir de las múltiples disciplinas que conviven en un mismo escenario. No es lo mismo diseñar para una banda de folklore que para una banda de rock, o un ballet.

Un diseño para cada discipilina…

En el caso del ballet por ejemplo, se tiene que ver claramente a los bailarines, pero a su vez si uno pone mucha luz corre el riesgo de perder efecto de los móviles, por ejemplo. En esos casos se trata de buscar un equilibrio, en donde todo funcione de manera armoniosa, siempre pensando lo que sigue a continuación.

Esta versatilidad que exigen los eventos actuales ¿Se traslada también al equipamiento?

Exacto. En función de todas estas necesidades se necesitan equipos que rindan y sobre todo que sean útiles al momento de crear.

¿Con qué equipos cuenta la empresa actualemente?

Hoy contamos con 12 luminarias móviles XR-3000 Spot de la firma italiana D.T.S y 24 XR-1200 Wash también de la misma marca. Hace poco hemos sumado 24 cabezales móviles Beam Ion 230B de TecShow de American Pro. Ademas tenemos 36 MadTEC de TecShow, y en luminarias LED varios Protones de la marca Neo. Utilizamos cabezales móviles Neo 700 y Neo 1200 para eventos más pequeños. Son equipos muy funcionales a la hora de trabajar.

¿Es útil la utilización de un sistema de color CMY en el caso de las luminarias D.T.S?

Con el CMY es posible contar con una paleta de colores de una cantidad incontable, pasar de un ámbar a un verde con una fusión de colores. Con una rueda de color se hace muy dificil trabajar, para pasar de un color a otro o cerras el dimmer o te pasas por toda la rueda para llegar a ese color. Además el CMY en de los D.T.S. es muy agradable a la hora de trabajar.

¿Cuales son los próximos eventos de Sanchez Iluminación?

El próximo show es La Vela Puerca Puerca en Plaza de la Música -Córdoba-, Nosotros somos la empresa fija en Plaza de la Música. También asistimos a los shows de Orfeo –superdomo-, donde hay una empresa colega a la cual nosotros le proveemos material y, a partir del mes que viene, también vamos a proveerle técnica. El show de La vela es un montaje de caracter internacional, con planta de entre 60 y 70 móviles. Hay que ser muy precavido con las luminarias a utilizar.

¿En este caso el diseño lo provee la banda?

Sí. Ellos tienen una planta standard, pero nosotros la interpretamos y adaptamos según la locación. Y si hay algo que modificar, hay que pensar por qué se va a modificar, y cuidar que con ese cambio la planta siga cumpliendo la misma función.

¿Cómo te relacionas con las novedades en materia de iluminación?

Cuando desde la empresa de Sebastian Sanchez me mostraron el ION 230B al principio tuve mis reservas (risas). Muchas veces pasa porque uno está acostumbrado a utilizar un tipo de equipo, y despues cuando te traen algo nuevo automaticamente genera cierta resistencia. Entonces me puse a trabajarlo, y al descubrirlo te das cuenta que el ION tiene muchas prestaciones que muchos otros beam de su mismo nivel no tienen.

¿Podes dar ejemplos en aplicaciones concretas?

En el ION-230B tenes una velocidad de pan y tilt única. A la hora de usar efectos en la consola de iluminación, no solo controlas la velocidad de movimiento, sino que a través de esa velocidad de pan y tilt vos podes controlar también la velocidad del equipo. Entonces existen dos parámetros: velocidad del movimiento, que es el efecto que tiene la mesa, y velocidad del cabezal. Esto produce un movimiento mucho más prolijo, al mover despacio el equipo acompaña esa suavidad sin dar golpes. Esto es gracias a su motor de tres etapas. En otros equipos, cuando se le baja mucho la velocidad a los efectos, el cabezal empieza a dar ciertos movimientos indeseados.

¿Cómo ves el panorama de iluminación en Argentina?

La cultura de la iluminación en Argentina está un poco más atrasada a comparación del sonido. A la hora de bajar un presupuesto siempre te van a bajar antes luces y no sonido. Si bien desde hace 2 o 3 años las cosas se están empatando. Creo que aún existe cierto defasaje. Se necesita más gente que tenga ganas de enseñar. Hay mucha gente con ganas de aprender pero pocas ofertas para capacitaciones. Existen casos puntuales como el que estamos desarrollando ahora en Córdoba, hay algo en Rosario y Buenos Aires, pero nada más.

¿Cómo es la dinámica de los cursos que estás dictando?

Nosotros estamos armando unas capacitaciones para los días 27 y 28 de julio en conjunto con el Centro Argentino de la Luz. He decidido armar un curso aquí en Córdoba y los invité a ellos en colaboración con la Plaza de la Música y la empresa Sanchez iluminación. El primer día vamos a hacer un pantallazo general en donde explicaremos los distintos tipos de luminarias, protocolos DMX y todo lo relacionado a la parte teórica. La segunda jornada es práctica y tiene como objetivo trabajar con consolas y equipos profesionales directamente en un show.

¿Pueden operar directamente sobre la realidad?

La idea es que los participantes tengan la misma experiencia de estar trabajando para una empresa. La capacitación llega mucho más si se realiza en vivo. No es lo mismo sentarse a ver un 3D que estar realmente en el escenario. Hay muchísimas cosas que se aprenden estando en el escenario. A raíz de este curso ha surgido interes en gente de la provincia de Santa Fé que ya se ha inscripto, gente de Mendoza, y hasta tenemos interesados de Bolivia.

Sonidistas, iluminadores ¿Qué diferencias encontrás a la hora de trabajar?

En el tema luces, a diferencia del sonido, uno tiene que sentarse a crear ambientes. Por Ej. cuando Abel Pintos canta un tema romántico, las luces deben comunicar ese romanticismo. Y cuando Alma Fuerte hace un tema bien heavy, las luces tienen que estar heavy. Luces es creación, diseñar, dibujar, ponerse a soñar con lo que te propone la música. En el teatro pasa lo mismo. Resultaría dificil pensar una obra de teatro con todos los reflectores blancos. Si tenes una escena dramática, hay que acompañar mostrandole al público que esa escena es dramática.

¿El momento de la creación se mira mucho afuera?

Se mira todo. Hoy en día Europa está muy avanzado, en EE.UU hay muchas cosas pero nunca se copia. Se observa. Yo también lo hago sobretodo porque me toca hacer montajes para bandas como Helloween por ejemplo. Muchas empresas vienen de afuera con sus diseños y ahí tengo la posibilidad de sumergirme en lo que van haciendo. Lo importante es nunca dejar de aprender. He hecho cursos de iluminación escénica que, si bien están más orientados a teatro, hay ideas que se pueden trasladar perfectamente a las performances en vivo. Cuidando el detalle, jugando con los móviles, etc.

¿Con cuantas personas trabajas actualmente?

Contamos con un pequeño staff fijo pero también vamos rotando mucho con los técnicos free-lance. Esto te da la posibilidad de no tener un costo fijo muy alto. Los eventos son muy variables, uno puede tener muchos en el verano pero en invierno quizás no tanto. Actualmente somos 7 personas fijas: un jefe de depóstio, un jefe de mantenimiento y 4 técnicos, que son las cabezas de cada show que hacemos. Según la capacidad del show contratamos más técnicos free-lance. Si bien son free trabajamos tanto en conjunto que es como tener gente fija porque ya nos conocemos.

¿Planean adquirir nuevos equipos a futuro?

Yo lo que pretendo es ampliar nuesta planta tanto de beam, como de spot y wash. Con las marcas que tenemos. Sinceramente estamos trabajando muy bien con Neo, TecShow, Jands y D.T.S y hemos logrado que estas se incorporen en los contra-riders exitosamente.


Ficha Técnica

Videos Relacionados

No hay videos relacionados

« volver